China se une a panel de DD.HH. de la ONU y ayudará a elegir a los expertos en libre expresión, salud y detenciones arbitrarias

Share

Share on facebook
Share on twitter

Recent

 Jiang Duan, quien tiene el rango de ministro en la Misión Permanente de China ante el Consejo de Derechos Humanos de la ONU en Ginebra, tendrá un rol clave en la elección de los expertos del organismo sobre salud, libertad de expresión detenciones arbitrarias y desapariciones forzadas. 

GINEBRA, 2 de Abril de 2020 – China fue designada el miércoles para ocupar un puesto en un panel del Consejo de Derechos Humanos de la ONU, donde tendrá un rol clave en la elección de los investigadores del organismo global – incluyendo a los monitores sobre libertad de expresión, salud, desapariciones forzadas y detenciones arbitrarias – lo que detonó protestas de parte de activistas internacionales de derechos humanos.

“Permitirle al régimen opresivo e inhumano de China elegir a los monitores que investigarán sobre libertad de expresión, detenciones arbitrarias y desapariciones forzadas es como nombrar a un pirómano como jefe de bomberos,” dijo Hillel Neuer, director ejecutivo de UN Watch, una ONG de derechos humans con sede en Ginebra que vigila de cerca al Consejo de Derechos Humanos de la ONU, compuesto por 47 miembros, y que es líder en la defensa de las víctimas de violaciones en China.

“Es absurdo e inmoral que la ONU permita que el gobierno represivo de China tenga un rol clave en la elección de funcionarios que le dan forma a los estándares de derechos humanos y que reportan violaciones en todo el mundo,” dijo Neuer.

La designación de China al influyente Grupo Consultivo del CDH, compuesto por solo cinco naciones, fue anunciada en una carta presentada ante el CDG el miércoles por Omán, en nombre del Grupo Asiático, y fue confirmada por un aviso en el sitio web de la oficina de derechos humanos de la ONU.

Uniéndose la panel del CDH, China tendrá influencia en la elección de al menos 17 expertos del CDH durante el próximo año, conocidos como procedimientos especiales, que investigan, monitorean, y publican reportes sobre países específicos o sobre temas particulares a nivel global, como libertad de expresión o de culto.

China ayudará a elegir a los candidatos para estos puestos cruciales – mientras que será responsable del proceso de entrevistas de al menos cinco de estos funcionarios – y ayudará a decidir a quiénes recomienda para su nombramiento. En la mayoría de los casos, el presidente del Consejo nombre a los expertos recomendados por este panel de 5 naciones.

El nombramiento de China se produjo aún cuando el gobierno de Beijing es considerado ampliamente como responsable de cometer graves y sistemáticas violaciones contra los derechos humanos, afectando a sus más de 1300 millones de habitantes.

“Es absurdo que la ONU elija al régimen chino, el cual tiene como política la detención arbitraria de defensores de los derechos humanos como Zhang Baocheng y Wang Binzhang, para ayudar a nominar a los próximos dos miembros del Grupo de Trabajo de la ONU sobre Detenciones Arbitrarias,” dijo Neuer.

“De la misma manera, en un momento en el que China desaparece forzosamente a ciudadanos que expresan su disenso como el funcionario Ren Zhiqiang, que llamó a Xi Jinping “payaso” por su respuesta ante el coronavirus – así como a más de un millón de musulmanes uigures y miembros de minorías – es inconcebible que se le permita a China tener influencia en la elección del próximo miembro del Grupo de Trabajo de la ONU sobre Desapariciones Forzadas,” agregó Neuer.

“¿Y cómo puede China involucrarse en la elección del Relator Especial de la ONU sobre la Protección de la Libertad de Opinión y Expresión, cuando el régimen cotidianamente impone censuras extensivas, y busca silenciar a las voces críticas?,” preguntó Neuer.

“Finalmente, mientras el mundo sufre hoy la pandemia letal del coronavirus que se extendió rápidamente por Wuhan mientras China silenciaba a doctores, periodistas y a otros ciudadanos que intentaron hacer sonar la alarma, ¿con qué lógica puede el régimen de Beijing estar involucrado en la elección del próximo monitor global de la ONU sobre Derecho a la Salud?”.

“Esto es absurdo, y la designación de China amenaza con socavar la credibilidad del órgano de derechos humanos más importante de la ONU – el cual ya tiene a Venezuela, Pakistán, Eritrea y Qatar entre sus miembros electos – y puede ser una mancha sobre las Naciones Unidas en su totalidad”.

“UN Watch pide al Secretario General de la ONU, Antonio Guterres y a la Alta Comisionada de la ONU para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet que denuncien la designación de China, y que se pongan del lado de las víctimas de violaciones contra los derechos humanos”

“Mientras que oficialmente será el representante de China, Jiang Duan – quien tiene el rango de ministro en la misión del país en Ginebra – quien será miembro del panel de 5 naciones en su “capacidad personal”, en la práctica los representantes de países, especialmente aquellos que representan a países autoritarios, siguen instrucciones de sus respectivos gobiernos y promueven sus intereses. De hecho, el Grupo Asiático tituló su carta a la ONU “Nominación de la República Popular China como miembro del Grupo Consultivo

“La ONU a menudo describe a sus expertos en derechos humanos como las “joyas de la corona” del Consejo de Derechos Humanos, pero el Consejo solamente socava su legitimidad eligiendo a regímenes autoritarios que oprimen a activistas de derechos humanos, disidentes y minorías para que manejen la designación de expertos,” dijo Neuer.